Eduardo Cervelló: “En Tennis Evolution aplicamos la ciencia al entrenamiento deportivo”

Tennis Evolution International Accademy Tennis of Elche es, de las ocho empresas de base tecnológica que se han creado en la Universidad Miguel Hernández, la que se dedica a mejorar el rendimiento de los tenistas. La ventaja que ofrece esta empresa en comparación con otras similares es que aplica la tecnología al control del entrenamiento, mediante un software innovador que consigue cuantificar el impacto de la carga de las diferentes áreas: la física, la técnica y la psicológica. Esto permite ajustar de forma precisa los diferentes parámetros y alcanzar el mayor rendimiento, en lugar de utilizar la mera intuición. Como explica Eduardo Cervelló, al frente de la empresa, la clave del software está en el algoritmo matemático capaz de establecer las relaciones entre los diferentes indicadores.

En Tennis Evolution utilizan herramientas para medir, por ejemplo, la carga de estrés psicológico que sufre un deportista a través de cuestionarios que, a su vez, se complementan con el estudio de variables de tipo hormonal mediante técnicas no invasivas. Es decir, se estudian los niveles de testosterona y cortisol a través  de la saliva, lo que permite establecer, a través de parámetros cuantificables, una ratio entre ambas hormonas. De esta manera, es posible determinar dónde está el origen del estrés, ya sea debido a factores más psicológicos, físicos o técnicos. Y así se consigue prescribir la carga de entrenamiento adecuada.

La empresa está formada por cuatro profesores del Centro de Investigaciones del Deporte: aparte de Eduardo Cervelló, quien se encarga de la parcela comportamental (formación de entrenadores y deportistas para la competición); también colaboran: Francisco José Vera, responsable de la parte de biomecánica y prevención de lesiones; Manuel Moya, al frente de la preparación física y Francisco Javier Moreno, encargado de la parcela del entrenamiento técnico.

A pesar de haberse creado recientemente, la idea empresarial empezó a fraguarse hace tres años y cuenta con la ventaja de que sus miembros poseen una larga experiencia en el mundo del tenis, lo que favorece que ya existan contactos para futuras colaboraciones. Por ejemplo, con deportistas de América Latina, de los países emergentes, o incluso de países con importante tradición deportiva, como es el caso de Rusia, para quienes también resulta un reclamo el clima mediterráneo.

Entre los retos futuros, la empresa se plantea la posibilidad de abrirse a otras disciplinas deportivas, como por ejemplo el fútbol. La idea es que los deportistas realicen una estancia en la universidad en la que se lleven a cabo las distintas pruebas que permitan establecer su capacidad de adaptación a las cargas técnicas. Como explica Cervelló, el proyecto es muy amplio, “puesto que no solo se centra en evaluar, sino también en proporcionar un entrenamiento y realizar un posterior seguimiento. De ahí la segunda parte del nombre de la empresa, International Academy Tennis of Elche“. Su objetivo es consolidar una academia internacional que reciba deportistas de todo el mundo, que se aprovechen de esta tecnología y lleven a cabo estancias en Elche de corta, media o larga duración para mejorar sus resultados.

De hecho, según explica Cervelló, la academia ya está en marcha a través de la oferta de la escuela de tenis externa para jóvenes y niños y, por su puesto, mediante la escuela universitaria. Esto es la prueba de que en Tenis Evolution no solo se piensa en el deportista de alto rendimiento: “Estamos abiertos a cualquier persona que, por ejemplo, se esté iniciando en el deporte, ya que incluso en las etapas previas es más importante este ajuste de las diferentes cargas“, explica el profesor. Y añade: “De esta manera, el deportista podrá alcanzar su máximo rendimiento, durante un mayor periodo de tiempo”.

(Visited 1 times, 1 visits today)

También te podría interesar

LEAVE YOUR COMMENT

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *